El nacimiento de las estrellas de mar: Todo lo que debes saber

Las estrellas marinas son animales asombrosos que comúnmente las podemos hallar adheridas en las rocas de las costas. Sin duda, seres que llaman mucha la atención no sólo por su morfología, sino también por el modo en el que se desenvuelven, incluso, en la actualidad se ha evaluado y estudiado con más profundidad el nacimiento de las estrellas de mar.

Hoy en día se pueden distinguir alrededor de unas 2.000 especies. Un dato curioso es que cuando estas nacen, no presentan la forma que por lo general las describimos, son muy diferentes y deben pasar por una metamorfosis para llegar a adultas.

En las próximas líneas vamos a ver cómo es la reproducción de las estrellas marinas y su nacimiento.

Reproducción de las estrellas marinas

La reproducción es el paso previo al nacimiento de estos animales marinos, por eso vamos a echarle un vistazo a esta etapa.

Cuando llega la temporada reproductiva, tanto estrellas marinas machos como hembras se reúnen en una misma región. Una vez juntos en pareja, se realiza el coito, frotándose y entrelazándose entre sí. Este contacto libera algunas clases de sustancias que genera la expulsión sincronizada de los gametos.

 

estrellas marinas

En este sentido, los espermatozoides y los óvulos son unidos en el agua, formando un huevo. Este tipo de proceso de reproducción es externo y por ende, el desarrollo de los huevos se lleva a cabo fuera de la madre. Raras veces este procedimiento es creado dentro de la madre.

Nacimiento de las estrellas de mar

estrellas de mar

Las estrellas de mar son animales ovíparos, como se describió en el punto anterior, los huevos son formados en el agua y pueden flotar o depositarse en el fondo marino. Casi siempre no requieren cuidados parentales, no obstante, se pueden observar, estrellas de mar incubadoras. En el caso de estas variedades de estrellas, los huevos se alojan en unas estructuras especiales en su cara oral.

Ahora bien, cuando los huevos son desarrollados a la perfección, nacen unas larvas bipinnarias, las cuales son muy pequeñas, largas y bilaterales, esto quiere decir que su cuerpo es dividido en dos partes iguales, no se les percibe una simetría radical que es normal ver en los adultos. Por otro lado, su nado es fácil debido a los cilios que recubren los brazos larvarios.

 

Las larvas poseen una vida planctónica y nadan al océano, allí se dedican a alimentarse y desarrollarse de forma adecuada, llevando una dieta que explicamos en el artículo En el acuario y océano: Alimentación de las estrellas de mar.